Las Supermalezas: un enemigo cada vez más fuerte

Imágen: http://www.gastronomiaycia.com
Imágen: http://www.gastronomiaycia.com

Ocurre que con el advenimiento de la siembra directa – un concepto al que en principio no nos opondríamos – han cambiado las condiciones agrícolas dando lugar a la aparición de supermalezas.

Imágen: gastronomiaycia.com
Imágen: gastronomiaycia.com

Nos hemos ocupado en otras ocasiones de la relación de la agricultura con la Naturaleza y de las distintas herramientas técnicas que el hombre emplea en su relación con el medio. Y, tomando en cuenta la frecuencia con que algunos temas aparecen en la literatura agrícola especializada, vemos que uno de los más recurrentes en Argentina hoy es el problema de la evolución de la resistencia de las malezas a los herbicidas sintéticos y las consecuencias ambientales que traen aparejadas.

El INTA, uno de los organismos más activos en investigación agrícola, se ocupa intensamente de este muy serio problema, como no podía ser de otro modo. En una reciente capacitación se explicó que esta proliferación de malezas resistentes tiene en parte su origen – no el único, por cierto – en que la siembra directa al dejar de remover el suelo y al confiar el agricultor cada vez más en los herbicidas selectivos, – agregado a las insuficientes rotaciones – cambió el sistema productivo favoreciendo el desarrollo de algunas de esas malezas resistentes. Ante la repetición incesante de un cultivo tratado con un herbicida, las malezas que sobreviveron lo han hecho desarrollando genes que, al replicarse, llevan también la replicación de esa característica. Así, en poco tiempo el campo se ve invadido de esa variante de la especie, y su control químico con el herbicida generador de la variante se hace inviable.

Las usinas químicas crean en forma incesante nuevos agentes químicos a fin de encarar el problema, solo para repetir el ciclo con el desarrollo de nuevas supermalezas y nuevos agroquímicos.

Agreguemos que, además de no lograr evitar la proliferación del problema, se agregan otros nuevos dolores de cabeza para el agricultor como el aumento del costo de producción debido a la inversión en insumos cada vez más variados y más costosos y el aumento del número de tratamientos.

Como hemos dicho en otras ocasiones, el hombre, torpe “aprendiz de hechicero”, una vez más genera su propio infortunio al olvidar que la madre Naturaleza tiene un sistema autosustentable de reacción al cambio de circunstancias. Como expresa el dicho popular “es como escupir al cielo”.

Sobre Jorge Casale 211 Artículos
Ingeniero Químico, Univ. de Buenos Aires M.S. en Tecnología de Alimentos, Univ. de Georgia, EEUU Miembro del Comité de Normas, IFOAM (Federación Internacional de Movimientos de Agricultura Orgánica) Miembro Fundador MAPO (Movimiento Argentino para la Producción Orgánica) Editor del blog sobre producción orgánica y sustentabilidad: www.allorganics21.blogspot.com Ex-Director Técnico CITIL (Centro de Investigaciones de Tecnología Láctea) y Ex. Coordinador Centros de Investigación, INTI, Argentina Primer productor y exportador argentino de prendas para bebe en algodón orgánico.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*