Normas orgánicas de la UE

Foto: flickr.com/cimmyt

La Comisión de Agricultura de la Unión Europea están proponiendo un cambio de las normas de producción orgánica que, de ser aprobadas, presentaría graves problemas no solo a la comercialización intra-Comunitaria de esos productos, sino también, y muy especialmente, a los países productores y exportadores extra Comunitarios. El siguiente artículo fue publicado por el Newsletter del Grupo Europeo de la IFOAM y merece leerse con la mayor atención.

Foto: flickr.com/cimmyt
Foto: flickr.com/cimmyt

El Grupo de la UE de IFOAM es la voz unificada de las partes interesadas orgánicas vis-à-vis los decisores Europeos; y las instituciones de la UE lo reconocen como el propulsor líder de la agricultura y los alimentos orgánicos a nivel de la UE. La representación de los intereses orgánicos en relación con las normas Europeas para la actividad es una de sus actividades.

La agricultura y la producción orgánica han estado reguladas a nivel de la UE desde 1991. Hoy los requisitos Europeos para la producción orgánica son definidos por la Reglamentación del Concejo (EC) No 834/2007 definiendo los objetivos oficiales de la UE, los principios de la agricultura y la producción orgánica, implementados por dos regulaciones (No 889/2008 and No 1235/2008) detallando la producción orgánica, su rotulado y las normas de importación. Todos los productos rotulados como orgánicos vendidos en la UE deben haber sido producidos de acuerdo a estas reglamentaciones.

La Comisión también trabaja en la continua actualización de las regulaciones de implementación. En términos de la producción, las principales actualizaciones de las normas de implementación emitidas hasta el presente conciernen a las levaduras orgánicas (No 1254/2008), la acuacultura orgánica (No 710/2009) y el vino orgánico (No 203/2012).  Mientras que respecto de las normas de importación, el acuerdo entre la UE y los EEUU sobre la equivalencia de las normas (Nº 126/2012) es de la mayor importancia.

Este conjunto de normas podría cambiar significativamente en el futuro cercano. El 24 de Marzo del 2014 la Comisión Europea publicó una propuesta de nueva norma orgánica . La misma está siendo discutida por el Parlamento Europeo y el Concejo, y debería entrar en vigor en Julio del 2017.

Otras consideraciones sobre la nueva propuesta de norma orgánica de la UE son comentadas en el siguiente artículo del Grupo UE de IFOAM

Comenta este artículo que el 24 de Marzo ppdo. el Comisionado de Agricultura Dacian Cioloş presentó al Concejo de la Unión Europea el nuevo Plan de Acción Orgánico Europeo de la Comisión y la nueva propuesta legislativa orgánica (Commission’s new European Organic Action Plan and new organic legislative proposal). Si bien el Plan de Acción Orgánico de la UE debe ser adoptado por la Comisión Europea, la propuesta legislativa de una nueva regulación debe ser decidida en un proceso de co-decisión entre el Parlamento Europeo y el Concejo. Sin embargo, con las elecciones parlamentarias en Mayo del 2014, el Parlamento Europeo solo podrá tratar el asunto en el otoño (boreal) del 2014. Pero según la propuesta, la nueva regulación entraría en vigor en Julio del 2017, muy poco tiempo para una implementación de semejante magnitud.

El Grupo UE de IFOAM ha estado involucrado en el proceso desde que el mismo fue lanzado por la Comisión en 2012 y seguirá tabajando fuerte para asegurar que los resultados finales ayuden al desarrollo del sector orgánico Europeo, tanto en términos de calidad como cantidad.

Respecto de las propuestas de la Comisión el Grupo UE de IFOAM ha logrado la introducción o modificación de una serie de tópicos. Pero mucho más falta por hacer. Hay que reducir la carga burocrática innecesaria sobre los productores que quieren entrar en el orgánico o permanecer en él. No es realista pretender que los productores en terceros países con distintas condiciones meteorológicas o de producción cumplan con las reglas concebidas para Europa. Tampoco lo es el pretender forzar a los productores a convertir todo su establecimiento de golpe al orgánico.

Read more about the Organic Regulation Review and IFOAM EU’s involvement

Comentario del Editor:

Es encomiable el trabajo que está haciendo el Grupo UE de IFOAM luchando contra una concepción burocrática oficial legalista de las normas orgánicas. Daría qué pensar si es que los encargados de concebir las normas orgánicas europeas o de cualquier otro gobierno – pues todos los burócratas son iguales – han tenido alguna vez la ocasión de involucrarse como ocupación no ya con la práctica de la agricultura orgánica en el campo, sino, además, de la evaluación de normas orgánicas en la práctica de un proceso de certificación o de acreditación de normas. Llama la atención que se les ocurra poner en un nivel de cumplimiento (“compliance”) a las normas de la UE con las de los terceros países. Ni qué hablar de países en desarrollo en algunos rincones del mundo en los que los agricultores no luchan solo con condiciones climáticas y edafológicas adversas, sino que además están tratando de hacerlo orgánicamente. Y esto cuando el concepto de “compliance” (cumplimiento a raja tabla de valores numéricos) ha ido siendo dejado de lado en la última década, reemplazándoselo por el de “equivalencia”.

Y no es intención de este Editor debilitar el cumplimiento de los principios inalienables de la agricultura orgánica. Por el contrario, tratar de asegurar, por el medio que sea, que  esos principios se respeten. Principios, no detalles irrelevantes. (Quizás exagerando con un ejemplo extremo para hacer más evidente el concepto, cuestionar que los metros de una zona buffer sea mayor o menor cuando estamos hablando de una producción orgánica en el outback australiano; es totalmente irrelevante). Lo importante es que se tomen precauciones – las que resulten más efectivas en cada caso – para garantizar la identidad orgánica de la producción. Y si la equivalencia entre los EEUU y la UE constituyó un avance extraordinario, porqué ahora intentan volver atrás?

La obcecación de las autoridades europeas – y en otra medida también de las norteamericanas – en hacer cumplir cada detalle de sus propias normas, pase lo que pase y caiga quien caiga, lo único que van a lograr, como claramente lo dice el Grupo UE de IFOAM, encoger la agricultura orgánica hasta hacerla desaparecer.

Es inconcebible que la evolución hacia los procesos de equivalencia entre normas como la que ha estado ocurriendo en la última década impulsada por IFOAM con participación de representantes de organismos de las Naciones Unidas, algunos gobiernos y observadores de la industria orgánica privada, sea ignorado, volviéndose atrás a la época del “compliance” en lugar de tratar de avanzar más rápidamente en la implementación del concepto de “equivalencia”. De no hacerlo así, las complicaciones e impedimentos en el comercio internacional de productos orgánicos no harán más que poner palos en la rueda en el avance del mercado orgánico global y el crecimiento de la industria.

Sobre Jorge Casale 211 Artículos
Ingeniero Químico, Univ. de Buenos Aires M.S. en Tecnología de Alimentos, Univ. de Georgia, EEUU Miembro del Comité de Normas, IFOAM (Federación Internacional de Movimientos de Agricultura Orgánica) Miembro Fundador MAPO (Movimiento Argentino para la Producción Orgánica) Editor del blog sobre producción orgánica y sustentabilidad: www.allorganics21.blogspot.com Ex-Director Técnico CITIL (Centro de Investigaciones de Tecnología Láctea) y Ex. Coordinador Centros de Investigación, INTI, Argentina Primer productor y exportador argentino de prendas para bebe en algodón orgánico.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*